Prof. Wolfhart Totschnig, nuevo director de Magíster en Pensamiento Contemporáneo: “El programa se distingue por su fuerte componente internacional”

El profesor Totschnig acaba de ser nombrado director del programa de Magíster en Pensamiento Contemporáneo: Filosofía y Pensamiento Político, luego de un año como director interino a raíz del periodo sabático de la profesora Aïcha Liviana Messina, quien se hará cargo desde marzo del programa de Doctorado en Filosofía.

Cabe recordar que, a pesar de que ya cerró el periodo de postulación a becas, la admisión regular del Magíster está abierta hasta el 1 de marzo de 2020.

Wolfhart Totschnig es Doctor en Filosofía por la Northwestern University de EE.UU. y Magíster en Musicología y Filosofía por la Universität Wien de Austria. Sus principales áreas de interés son la filosofía política, la filosofía europea contemporánea y la filosofía de la inteligencia artificial. En su tesis doctoral investigó la distinción entre lo ordinario y lo extraordinario –entre normalidad y acontecimiento, por un lado, y entre comportamiento y acción, por el otro– en el pensamiento de Hannah Arendt. Recientemente, comenzó a desarrollar dos líneas de investigación nuevas: los problemas políticos que podrían surgir a raíz del advenimiento de la inteligencia artificial y las recientes extensiones de la teoría de evolución por selección natural, a saber, la teoría de la evolución cósmica, por un lado, y la teoría de memes, por el otro.

El Magíster acaba de ser acreditado por tercera vez consecutiva en 2019, por un periodo de cinco años. ¿Qué importancia le da a este hecho? ¿Cuáles cree que son las fortalezas del programa y qué lo distingue?

La nueva acreditación, por tercera vez y por cinco años, evidencia que el Magíster se ha consolidado como programa de estudios a nivel nacional. Creo que se distingue principalmente por su carácter interdisciplinario. Ofrece a estudiantes de procedencias diversas (derecho, sociología, ciencia política, filosofía, economía, artes visuales, entre otras) las herramientas y métodos propios de la filosofía para abordar e investigar problemas de nuestra actualidad (políticos, sociales, estéticos, u otros). Su principal fortaleza, pienso, es su fuerte componente internacional, tanto en el cuerpo académico como en los convenios con otras universidades.

¿Podría contarnos más acerca de los nexos internacionales del Magíster y qué relevancia tiene la internacionalización dentro del mundo académico hoy?

La internacionalización es cada vez más importante en el mundo académico. Esto se ve  más claramente en las ciencias naturales como la física o la biología. Allí, las fronteras nacionales ya no tienen ninguna importancia; los proyectos y debates disciplinarios se desarrollan en redes que abarcan todo el mundo. En el ámbito de la filosofía, este proceso no está tan avanzado como en esas disciplinas; existen todavía tradiciones nacionales bien marcadas. Pero no cabe duda de que, también en filosofía, el camino va hacia la internacionalización. Las redes y tradiciones nacionales se están entrecruzando y mezclando. Es sumamente importante que un programa de postgrado tome en cuenta e incorpore este hecho. Nosotros lo hacemos, por la composición fuertemente internacional del cuerpo de profesores/as y por las redes y convenios internacionales que cultivamos (con la State University of New York at Buffalo, la Université Paris-X Nanterre, la Tel Aviv University, entre otras). Un producto de esta orientación internacional del programa es que, cada año, varios/as de nuestros estudiantes entran a programas de doctorado en Europa y en los Estados Unidos. Por ejemplo, en los últimos años: Northwestern University, University of California at Riverside, Emory University, Universität Frankfurt, Université Paris-X Nanterre, École Normale Supérieure; además, dos estudiantes nuestros recibieron Becas Fulbright el año pasado y están postulando actualmente a programas de doctorado en los EE.UU.

Llegó en 2013 al Instituto y ahora va a dirigir oficialmente el Magíster, luego de un año como director interino del programa. ¿Qué nos puede contar de su experiencia con los estudiantes y sus investigaciones durante este periodo?

Para mí ha sido una experiencia sumamente enriquecedora, durante los siete años que llevo en Chile y en el IDF, acompañar y apoyar a los/las estudiantes del Magíster en sus estudios y proyectos de investigación. Es muy gratificante ver cómo en un/a estudiante madura un proyecto de tesis, cómo, a lo largo de los meses, se focaliza, se aclara y luego se realiza, y poder apoyar este proceso de maduración y realización. Así también, ver cómo nuestros estudiantes emplearon las habilidades y conocimientos que recibieron en nuestro programa en su vida posterior, ya sea en un programa de doctorado en Chile o en el extranjero, o en su trabajo profesional.

Ver testimonios de estudiantes del Magíster aquí